Manos Unidas

Hola chicos y chicas.

Estoy viendo desde mi ventana, que este jueves 7 de febrero, habéis tenido la suerte de escuchar a Ana Ruth Orellana explicaros la mala situación en la que se encuentran muchas mujeres en El Salvador.

Nos explicó que los niños desde muy temprana edad tienen que levantarse a las 5 de la mañana para poder ir a trabajar al huerto familiar antes de ir a la escuela, ¿Os imagináis si tuvierais que trabajar vosotros antes de venir al cole para poder comer?

Nos contó que los niños no pueden ir a su centro educativo hasta los 7 años de edad y que hay niños que tienen que recorrer varios kilómetros andando para ir al colegio.

Le pudimos hacer preguntas sobre la situación de las personas que viven allí; nos contestó que muchas familias carecen de luz eléctrica o de carreteras o que desgraciadamente muchas personas piensan que las mujeres no deben estudiar o que solo sirven para realizar las tareas de casa.

Por eso desde Manos Unidas, nos piden colaboración para poder enseñar a las mamás de estos niños, para que les puedan echar una mano en casa con el fin de que puedan ayudar a sus hijos en su educación.

Después de oír esta realidad, yo el próximo martes 12 me voy a quedar al día del bocata para colaborar con Manos Unidas para ayudar mucho, mucho, a estas mujeres para que se pueda conseguir que nuestros compañeros de El Salvador puedan aprender y desarrollarse mejor.

Os animo y os espero en la Eucaristía del próximo domingo 10 en el colegio a las 12:00h de la mañana para pedir entre todos a Dios por todos nuestros hermanos de este país centroamericano al que tanto queremos en España.

Marysol.





Suscribirse a Sindicar